Recíbelo por mail

jueves, 17 de septiembre de 2015

How to break up. Como romper una relación

O sea "como dejar una relación" en castellano. Me gusta más en inglés porque me recuerda un vídeo que me parece genial. En realidad habla de qué hacer con tu vida tras una ruptura, no cómo romper. Pero aquí os lo dejo.




En esos momentos íntimos que uno tiene y tendrá con sus hijos (esperemos) llegará el día en que uno de mis retoños me pregunte: ¿cómo lo hago? ¿cómo dejo a mi  novia o  novio?

Y la respuesta será: hijo/a, no hay forma de hacerlo bien.  Hay muchas cosas en la vida en que hagamos lo que hagamos en la vida la cagaremos fijo (y pongo esta vulgar expresión porque no hay nada que describa mejor lo que nos pasará que el "la cagaremos") . Ésta es una de ellas. Y destacada.

Uno, que se ha visto en esa tesitura más de una vez, en un lado (el que deja) y en el otro (el dejado, para que nos vamos a engañar) ha llegado a alguna conclusión de lo que es "hacerlo bien", pero por encima de mi visión de lo que es correcto hay un convencimiento: lo hagas como lo hagas, metes la pata. 100% de probabilidades (o más)

Primero el procedimiento. El clásico: "tenemos que hablar" es perfecto. Así ella ya se teme lo peor, lo cual no está mal porque te quita de perder mucho tiempo disimulando sobre si vais a hablar del tiempo o de las posibilidades del fin de semana. En una mujer tiene menos efecto porque lo puede haber utilizado 100 veces en una relación para cualquier minucia del día a día, y ya se sabe que todo, con la repetición, pierde gracia y sentido.


Así que elige un lugar para decírselo. Y digo lugar porque lo de largar a alguien por wats está muy feo. O por SMS. O por mail. O por burofax. A dar la cara. 

Dependiendo de la persona, disponibilidad y fragilidad del mobiliario puedes hacerlo en casa o en un lugar público.

Si crees que te van a montar un espectáculo puedes optar por hacer un "delante de todo el mundo"  si eres un amante del riesgo: o se corta y te vas"de rositas" o te juegas a ser el centro de atención y no poder volver a ese bar/restaurant en una temporada. Larga.

Una vez elegido el lugar del crimen tienes que elegir el "libretto". O sea, qué cuernos le explicas. Así que puedes optar por la realidad o tirar de tópicos.

1. No eres tú, soy yo. No es mi momento.


El clásico entre los clásicos. Con su versión argentina "no sos vos, soy yo" (gran peli). Al que no lo hayan dejado con esta frase no ha vivido lo suficiente, le falta algo, como si no hubiera dado el primer beso o no hubiera tenido un amor imposible.

El problema es que, como es la "frase entre las frases", suena a mentira hasta cuando es verdad.

Y es cierta unas cuantas veces, pero suena tan a falso que aunque el dejado/a este a punto de decírselo al dejador/a (mira cariño, vamos a dejarlo que no estás bien, si acaso me llamas cuando estés más recuperado/a) suena a mentira.

Me lo han dicho y creo que era verdad.... ahora, pero durante mucho tiempo pensé que era una excusa. Y lo he dicho y era verdad. Pero no sé si me creyeron.

Así que si la utilizas y es verdad que sepas que va a sonar a mentira.  Y si la utilizas y es mentira que sepas que no vas a engañar a nadie.

Menudo lío...


2. No quiero tener pareja. Necesito estar solo/a una temporada. 


En el fondo es casi una repetición del "no eres tu, soy yo", otra versión de la misma canción.

Personalmente me parece muuuucho más peligrosa. ¿Por qué? Porque una ruptura de este estilo suele ir acompañada en pocos meses (o semanas, a veces días) de que el dejador esté con otra persona y claro, ya tendremos el "vaya, vaya.. ya tiene otra pareja" y consigues que tu ex se cabree como un enano/a y con razón.

No son pocos los casos conocidos que han acabado en desastre, en ataque de cuernos en diferido en el que el dejado se siente especialmente tonto y engañado.

Introduciré un concepto que aprendí en mis clases de fisiología de segundo de carrera que tiene una aplicación innegable en la vida amorosa: el periodo refractario absoluto y el periodo refractario relativo.

El periodo refractario absoluto es ese momento en que una célula no se puede excitar ante un estímulo y "funcionar de nuevo". Sea cual sea la intensidad del estímulo. Ese es el momento en que nos podemos encontrar tras un divorcio, tras una relación muy prolongada que ha acabado como el rosario de la aurora, en momentos de auténtica crisis personal. En esta situación el "quiero estar solo" es verdadero e innegociable. 

Pero en el fondo es mucho más frecuente el periodo refractario relativo en el que una célula conseguirá "activarse" solo ante un estímulo muy poderoso. Y aquí es donde cuando decimos "quiero estar solo" estamos diciendo en realidad "eres un estímulo que no va a conseguir despolarizarme", o sea que no vas a conseguir que piense que tener pareja es algo positivo.

Pero después de decirle eso de "quiero estar solo" aparece ese pibón espectacular o ese hombre  sensible, sexy y cariñoso y se te olvida que hace dos semanas le has dicho a otro/a que la soledad era lo que anhelabas... porque este nuevo  estímulo sí es de clase "especial"

Así que no recomiendo en absoluto esta opción a no ser que uno sepa de forma muy clara que está en periodo refractario absoluto. Y menos como mentira piadosa, porque conseguiréis que alguien se deprima dos veces: cuando lo dejéis y cuando vea que el motivo era una patraña.


3. Decir la verdad a lo bestia.


En un artículo revolucionario que leí en "El mundo today"y que no he encontrado aunque me he dejado los ojos en el ordenata explicaban como un chico dejaba a su novia diciéndole "no soy yo, eres tú" para afirmar posteriomente que ya no la aguantaba, que estaba harto de ella, que no le dejaba salir con sus amigotes, que el sexo no era como antes y que además había encontrado una chica más joven,más guapa y con más tetas.

En resumen que él estaba de coña y que, como el problema era ella, que era un rollo patatero, la largaba.

Hombre, yo diría que tampoco hace falta tener estos ataques de franqueza, que  por ser bruto no pagan más.

Otras forma "elegante" es utilizar un dron para dejar a tu novia si eres un loco de las nuevas tecnologías. Pero suena raro.

4. La forma correcta. 


Que además suele ser verdad, es aséptica y creo que es la que se tolera mejor. Es el decirle "estoy bien conntigo, pero me falta algo" 

De acuerdo, es muy amplio el tema... Pero ahí radica su virtud. Si uno quiere bajar a lo concreto (falta de conversación, no te ríes con él o con ella, no os entendéis en la cama, etc) siempre puede y si no simplemente se atribuye a la falta de magia.

Importante. En el momento que tengas claro que no es la mujer/hombre de tu vida, corta rápido. Aunque estés bien, porque si no lo que haces es prolongar un sinsentido y aumentar inútilmente el sufrimiento.

Y al final pasa lo que pasa.

http://www.elmundotoday.com/2009/10/un-hombre-tarda-cincuenta-anos-en-dejar-a-su-novia/

PD: dedicado a todas las que han pasado este trance conmigo, en un lado o en el otro porque es terriblemente doloroso desde los lados (monstruos sin alma aparte). Con mucho cariño. 









No hay comentarios:

Publicar un comentario