Recíbelo por mail

sábado, 11 de abril de 2015

Discusiones absurdas (de la 6 a la 10)


6)      Arriba o abajo: 

Abajo (ella) 

Abajo! No, arriba! Mmmm...depende, en primer lugar, de lo orgullosa que luzca cada uno sus pechos. Una mujer acomplejada preferirá tenerlos controlados y aplastaditos abajo y no en primer plano frente a su pareja, arriba. La cosa cambia con unas cuantas copas encima. En esta caso dependerá de si: a)  la taja es descomunal y queremos dormir...zzzzz...que haga lo que quiera (opción abajo) o b) sentimos esa falsa sensación de euforia y poderío característico de las primeras copas y nos sentimos Kim Basinger dominando a Mickey Rourke (opción arriba).


Arriba (él):  

Estoy estupefacto. La discusión era sobre si preferías dormir arriba o abajo en una litera, pero las mujeres están obsesionadas con el sexo , así que, y dado que es lo único que le importa. Clarísimo: vuelta y vuelta como las tortillas. 






7)      Coca cola light o zero: 


Zero (ella): 
Zero. Con las mismas (cero) calorías, los mismos antioxidantes, estabilizantes, carbonatantes y cocacolantes, igual- igual de cancerígena y gastrolesiva, pero con un saborizante discretamente distinto que te hace creer que te estás bebiendo uno de esos engendros prohibidos y malíiiisimos porque tienen mucho azúcar que van en una lata roja: la Coca Cola normal de toda la vida (Ave María purísima) pero en versión diet.



Normal, la de toda la vida 
(él): 

Ni opino. Un hombre de verdad, y más un bilbaíno como yo, que nació en Barcelona porque le salió de los cojones, nunca toma nada que sea light, zero o diet. Así que ni entro en la discusión. Ella toma zero... nenaza.  




8)      Vino o cerveza: 

Vino (ella): 

Vale, la cerveza está muy buena. Pero no es nada chic. Muchísimo más glamurosa la copa de vino, la lágrima, el aroma, el sugestivo etiquetado: “goloso al paladar, carnoso y espeso al trago...” que parece una novela erótica más que una etiqueta de Rioja.

Cerveza (él): 



Y no entiendo porque elijo cerveza porque la verdad es que al vino solo le veo ventajas, especialmente cuando sales a cenar. 

Ese momentazo tan incómodo en el que pides un vino sin conocer ninguno de la carta, eso sí, poniendo cara de enterado, para tener que aguantar luego al camarero, que sabiendo positivamente que se está descojonando de ti, y te sirve un culito para que hagas el notas. Mirar, oler y probar un sorbito de vino, poner cara de sabiondo (que es muy parecida a la cara de enterado que hemos puesto al elegir el vino) y asentir con una leve inclinación de la cabeza, suficiente para que el camarero la repita y sirva una copa como Dios manda. 

Y luego el vino sale como sale ( picado, demasiado caliente, demasiado frío)  mientras que una cerveza es una apuesta segura. ¿Hace falta que hable del precio? Yo entiendo poco pero tonto no soy, así que si me gusta un vino en un restaurante, de 24 euros hacia arriba. Claro.... como pago yo, qué mas le da a ella!!

Menos mal que no han sacado el tema Ribera del Duero vs Rioja porque me da algo!!  


9)      Trío o pareja:  


Pareja (ella): 

“Trio? Tres? Tres, para qué, para que me mire la celulitis la guarra esa  mientras se tira a mi hombre??!!”. Por alguna extraña razón cuando uno oye la palabra trío y lo visualiza, acaba pensando en dos mujeres y un hombre. Por qué? Dos hombres y una mujer es bastante inconcebible hoy en dia, sobre todo porque los enfermos, perdón, fantasiosos, acostumbran a ser los hombres, y si son heteros querrán dos mujeres  (si son gays querrán 5 hombres...). Ahí queda.


Trío (él) 

Eso, en pareja. Lo de siempre. Luego dirán que se aburren en la cama, que no sabes hacer nada nuevo, que día tras día todo es igual... pero si propones un trío te tachan de pervertidos. Tu ves que se llevan tan bien con sus amigas, que todo el día se están besando y piensas ¿por qué tengo que privarlas de unos momentos juntas? Sería muy egoísta. 

Además con una mujer no tenemos ni para empezar, que vamos sobrados... 

Las ventajas del trío son espectaculares. Pueden "hablar" entre ellas., porque estoy seguro que son incapaces de callarse y si dan un partido, te escapas, vuelves y con suerte ni se han enterado. 

¿He leído que me ha llamado "enfermo"? 






10)   Sexo en la primera cita: 


No (ella): 

Consciente: No, qué iba a pensar, qué soy una facilona cualquiera? Hasta por lo menos la tercera yo no lo subo a mi piso... Subconsciente: Síiiii!!! Y en el primer mensaje de whatsapp también!!” Yo creo que ese emoticono que hace un guiño quiere decir “quiero sexo ya”, tiene un nosequé que trasmite lujuría, a que si...?”




Sí (él): 

Claro que sí. Y si puede ser antes también. Me puede enviar una foto erótica por wats para no perder el tiempo y así me hago una idea de lo que esconde debajo de la ropa. Los nórdicos (y nórdicas) hace años que lo entendieron. En la primera cita te vas a la cama con la chica. Si no sois compatibles (lo que pasa con frecuencia) ya no hace falta que sigáis perdiendo el tiempo, ni sexual ni emocionalmente. 

La excepción es que el sexo con ella te resulte repugnante así a simple vista... entonces un no. 


Adjunto link de las discusiones bizantinas de la 1 a la 5... 

http://fercereto.blogspot.com.es/2015/03/top-10-discusiones-tontas-o-bizantinas.html

No hay comentarios:

Publicar un comentario